jueves, 27 de mayo de 2010

ARCAS DE NOE


CICLOS DEL UNIVERSO

Y DE LA NATURALEZA

Fin del mundo, apocalipsis, anticristo, bombas nucleares, guerras, dominio de “la bestia”, demonios, tinieblas, 2012, predicciones de los mayas, terremotos, maremotos, tornados, volcanes, etcétera, etc., etc. Son muchas las posibilidades que se mencionan para distintos tipos de “clientes”.
¿Y si sólo se da el fin de un ciclo del universo y de la naturaleza? Por supuesto, ello implica también cambios muy importantes con las consecuentes destrucciones y muertes masivas.
Supongamos que con una nueva alineación planetaria cambia el sistema de traslación y rotación de la Tierra. O sólo la rotación. ¿Qué podría ocurrir? Quizás habría terremotos y maremotos; entrarían en erupción los volcanes; se darían importantes cambios climáticos; las aguas cubrirían continentes enteros o algunas partes; surgirían nuevas cadenas montañosas y otras extensiones de tierra firme… Una demostración concreta de que todo eso ya ocurrió en alguna época la encontramos en Australia y su reino animal; con los fósiles de dinosaurios; y con los reservorios especiales de flora y fauna en distintos lugares del mundo y también los marítimos. Lo que uno nunca supone ni acepta es la destrucción total de nuestro planeta…
¿Estamos preparados para lo que puede ocurrir? Evidentemente no, porque pese a algunas evidencias físicas y estudios científicos, todo aparece muy lejano en el tiempo y más propio de la imaginación. ¿No importa que los recientes terremotos y fracturas de la Tierra ocasionaran importantes corrimientos continentales?
En vez de gastar millones de millones en armamentos, bombas nucleares, fabricación de guerras, creación de burbujas financieras y otros gastos superfluos, ¿por qué no ir pensando en Arcas de Noé espaciales, hasta que se reestructure la nueva geografía terráquea…?

lunes, 24 de mayo de 2010

AMOR EN ESPERA


Lluvia permanente
Gota penetrante
Humedad decadente
Ansiedad atrapante
Espera infrecuente
Demora angustiante
Idea preocupante
Nervio latente
Mirada circundante

¡Hola. Disculpa la demora. Te amo, te amo, te amo, te amo, te amo, te amo, te amo…!!!

viernes, 14 de mayo de 2010

RIQUEZA Y MUERTE


VIDA Y FORTUNA ETERNA?

Una pregunta para gobernantes, políticos, dirigentes y otros que lucran con las necesidades de sus semejantes y abusan de la Naturaleza; y también para financistas, industriales, empresarios, comerciantes ávidos de bienes materiales:
¿Pensaron cómo guardarán todos sus bienes, propiedades y riquezas en sus ataúdes…?

lunes, 3 de mayo de 2010

MITO ESPECULAR




LAS FINANZAS, EL “MONSTRUO

MITOLOGICO” DE LA ECONOMIA

En la nota “Las uvas de la ira”, publicada en este sitio, destaqué los siguientes párrafos:
“… recién ahora me doy cuenta de que toda la historia del animal humano estuvo signada fundamentalmente por la economía, y por el poder que emana de su concepto y de quienes la manejan o administran. Sí, se trata de lo que ahora denominamos “ciencia que estudia los métodos más eficaces para satisfacer las necesidades humanas materiales, mediante el empleo de bienes escasos”.
“Cualquier animal se maneja naturalmente con su economía elemental de vida y subsistencia. El animal humano no, porque con su raciocinio genera grupos sociales y administra la economía en distintos niveles. Y algunos comienzan a establecer normas políticas de subsistencia, graduadas según el poder que adquieren en función del manejo de esa economía. En definitiva, adquieren poder para manejar política y socialmente el caudal del caño o la manguera; y lamentablemente para todos, controlan el chorro en función de sus propios intereses o de su grupo, y no de la mayoría”.

“…llegué a una sorprendente conclusión, estrictamente en lo personal: la economía, desastrosa para la mayor parte del mundo e interesadamente administrada por ciertos grupos de animales humanos, sería la auténtica y principal protagonista del Apocalypsis bíblico. Y las verdaderas “bestias apocalípticas” serían los miembros de esos grupos de animales humanos, que nos destruirían a todos, a los otros animales y a la misma Madre Naturaleza”.

Finanzas y no Economía
Ahora debo reconocer que me equivoqué y malinterpreté el concepto de Economía, que en realidad surge de principios naturales y tiene aplicación práctica en los mismos principios de vida de los reinos vegetal y animal, incluyendo al animal humano.
Tendría que haberme referido al concepto de Finanzas, que surge de principios artificiales, de “inventos” intelectuales, pero lamentablemente con efectos materiales. Esto ocurre cuando se producen las famosas “pinchaduras de las burbujas financieras”.

Mito especular de las Finanzas
Un profesor de la Universidad Nacional de Tucumán (Argentina) tituló un muy buen artículo como “El mito especular de la moneda”. Me inspiró y pareció extraordinario para otro título que condensa mi nueva idea: “El mito especular de las Finanzas”.
Desde mi nuevo punto de vista, las Finanzas son mitos; y los financistas son mitómanos súper peligrosos que se consideran “constructores y productores de ganancias (o pérdidas)”, pero en realidad generan daños y destrucciones terribles.
Las Finanzas constituyen inventos intelectuales. Con el debido respeto al extraordinario maestro, filósofo y científico griego, se equiparan al “mundo de las ideas” de Platón, porque se manifiestan en espacios paralelos o “especulares” (por espejo) a la realidad económica. Cruel paradoja: ahora el pueblo griego sufre “económicamente” las consecuencias malsanas del “mito financiero”, por errores propios y ajenos.

Espejo de la Economía
Lo “especular” del sistema financiero es porque constituye un espejo fantasioso o imagen ideal paralela del concepto real de la Economía. Y al mismo tiempo, es una “especulación” también irreal de algo que no existe en el mundo concreto, que se  manifiesta en el principio de “ganancia” de algo ficticio.
Es realmente increíble lo que hacen los “artistas” del mundo financiero. No pretenden acumular bienes materiales o conseguir servicios. Buscan “ganancias” míticas, ideales, fantasiosas, que superan en cantidad y “valor” a los bienes materiales o económicos. Los “mitómanos financieros” serían en realidad las auténticas “bestias apocalípticas” que terminarán destruyendo a los animales humanos (física e intelectualmente) y a la Naturaleza.
Lo peor de todo, es que el resto de los animales humanos se acostumbra al “mito financiero” y se olvida de la “cultura económica” de vida, de subsistencia, real y productiva…